Detienen a la mujer más poderosa de México

Detienen a la mujer más poderosa de México

Fue la mujer más poderosa de México, la más temida, la que más dinero manejaba y la única capaz de sobrevivir a cuatro presidentes… Hasta el martes, cuando terminó su reinado al frente del sindicato de trabajadores de la educación, el más grande de América Latina, un ‘monstruo’ con casi un millón y medio de afiliados.

Sólo unas horas después de que el nuevo presidente Enrique Peña Nieto firmara su ‘Reforma para la educación’, se quitó de delante al principal obstáculo para ponerla en funciones: Elba Esther Gordillo, también conocida como ‘La Maestra’, líder del Sindicato de Trabajadores de la Educación (SNTE) durante 24 años.

El propio procurador general de la República, Jesús Murillo Karam, apareció en televisión para anunciar que ‘La Maestra’ y su red de colaboradores desviaron fondos del sindicato de manera “sistemática” entre 2008 a 2011. En concreto, se detectó que 2.000 millones de pesos (unos US$ 156 millones de dólares) del sindicato fueron triangulados y acabaron pagando tarjetas de crédito de Gordillo o destinados a comprar casas, como una en California a nombre de su madre, obras de arte o cirugías estéticas.

La Maestra, de 68 años, fue detenida el martes por la tarde en el aeropuerto de Toluca (Estado de México) y trasladada a la cárcel de mujeres de Santa Martha Acatitla. La policía tenía organizados otros dos operativos más en los aeropuertos de Tijuana y Guadalajara por si aterrizaba en alguno de ellos, pero en cuanto se bajó de su avión privado en Toluca procedente de San Diego (EE.UU.) la arrestaron.

Pocas horas después el Procurador General dio una rueda de prensa con todo tipo de gráficos y diapositivas en el que se detallaban todos los flujos de dinero ilícito. Karam indicó que la investigación comenzó cuando se detectó una operación inusual de 2,6 millones de pesos de Nora Ugarte. Esta mujer y otras dos personas, Isaías Gallardo y José Manuel Díaz Flores, fueron los intermediarios de toda la trama de corrupción y ninguno de ellos estaba autorizado legalmente para el manejo de las cuentas del sindicato.

Al amparo de Carlos Salinas de Gortari, La maestra, Elba Esther Gordillo se hizo de las riendas del mayor sindicato de América Latina, en 1989. Nacida en Chiapas, la maestra Gordillo movió sus fichas, escaló posiciones y, astuta como es, se afianzó a poco de tomar el poder en el gremio.

A la ambición personal se sumó la ambición política. Durante 24 años como líder del gremio magisterial, se jactó de negociar, emplazar, amenazar y hasta chantajear al presidente de turno hasta que se topó con Peña Nieto, con quien no hubo ni negociación ni llamadas ni diálogo ni acuerdos.

Con votos suficientes para arrasar en las últimas elecciones a Peña Nieto no le hizo falta los casi tres millones de votantes que mueve la maestra así que impulsó una reforma constitucional para mejorar el nivel educativo que quita poderes y dinero tanto al sindicato de maestros como a la poderosa líder.

Con la reforma constitucional en materia educativa que presentó Peña Nieto en diciembre y se publicó esta semana, Gordillo se declaró en pie de lucha pues no permitirían que se atentara contra los derechos de los trabajadores. Pero fue su sentencia de muerte. Horas después dormía en la cárcel.

Pero Elba Esther no sólo era la más poderosa, sino también la más odiada gracias a sus lujos, viajes, viviendas, operaciones estéticas y ropas de marca. Célebre fue el crucero por las islas de Hawai que obsequió a un grupo de maestros de la cúpula del Comité Ejecutivo del Sindicato.

Sin embargo esto no hizo que México siga ocupando el último lugar, 30 de 30, en el ranking educativo de la OCDE, a pesar de que es el país que más dinero dedica a educación. El 8% de los chicos que se matriculan en secundaria no llega ni siquiera el primer día de clase. Los niños coreanos pasan 1.200 horas en el colegio y los mexicanos 560. En Corea, prácticamente el 90% de los estudiantes llega a la universidad y en México el 30%. En un manejo sorprendente, el 90% del dinero que el Estado dedica a la educación va a las arcas del sindicato que lo maneja a su antojo. Un abuso que Peña Nieto se propuso corregir y para ello era necesario quitarse de delante su principal estorbo, ‘La Maestra’.

Muchos consideran este derrocamiento ‘made in PRI’ un nuevo ‘quiñazo’, en referencia al derrocamiento en 1989 de cacique del sindicato petrolero, Joaquín Hernández Galicia, “La Quina” ordenado por Carlos Salinas de Gortari. La detención se produjo mediante un aparatoso despliegue militar en el que no faltó la “siembra” de un cadáver en la casa del dirigente sindical. Salinas eliminaba a un enemigo político y se legitimaba tras haber logrado la Presidencia de la República mediante un fraude electoral.

Fuente: http://www.clarin.com

Te puede interesar >>>

Video espeluznante: maestra encierra a alumno de jardín

Video espeluznante: maestra encierra a alumno de jardín

La maestra de un jardín del barrio Batalla del Pilar, en la localidad mendocina de …